¿Por qué hay todo y no nada? Un paseo por la Filosofía (Spanish Edition)

159 Traducciones Para Las Escuelas de Idiomas 3
Free download. Book file PDF easily for everyone and every device. You can download and read online ¿Por qué hay todo y no nada? Un paseo por la Filosofía (Spanish Edition) file PDF Book only if you are registered here. And also you can download or read online all Book PDF file that related with ¿Por qué hay todo y no nada? Un paseo por la Filosofía (Spanish Edition) book. Happy reading ¿Por qué hay todo y no nada? Un paseo por la Filosofía (Spanish Edition) Bookeveryone. Download file Free Book PDF ¿Por qué hay todo y no nada? Un paseo por la Filosofía (Spanish Edition) at Complete PDF Library. This Book have some digital formats such us :paperbook, ebook, kindle, epub, fb2 and another formats. Here is The CompletePDF Book Library. It's free to register here to get Book file PDF ¿Por qué hay todo y no nada? Un paseo por la Filosofía (Spanish Edition) Pocket Guide.

Los considero un momento a cierta distancia, consciente de lo que son y de lo que significan, sin olvidarlo nunca;.

Article Metrics

Un paseo por la Filosofía (Spanish Edition) eBook: Richard D. Precht, Isidoro Reguera: Kindle Store. «¿Por qué los seres humanos tienen preocupaciones?. y no nada? (Spanish) Paperback – September 1, by todo y no nada? Un paseo por la Filosofía on your Kindle in under a minute. See Kindle Edition .

En seguida me brindo como un asilo al bien y al mal, dejo que tomen la palabra todos los azares,. Mi boca la aspira en vitales sorbos; la adoro locamente como a una amada:. El olor de las hojas verdes y de las hojas secas, el de las negruzcas rocas a lo largo de la costa, el olor del heno alma- cenado en los pajares,. El sonido de mi voz cuando aulla palabras y las arrojo en los remolinos del viento,.

La doppia vita dei numeri (I narratori) (Italian Edition)

Los iguales emergen de la sombra, y se desarrollan com- plementarios,. Cuando mi acariciante y afectuoso camarada, que ha dor- mido. A mi lado toda la noche, se aleja a pasos furtivos al amanecer,. Examino la multiplicidad de los objetos, no existen dos iguales, y cada cual es bueno. Soy el camarada de las gentes todas, tan inmortales e in- sondables como yo.

Entreabro la muselina y le miro un rato, luego silencioso espanto las moscas con la mano. El joven y la joven de empurpuradas mejillas se alejan por la espesura del ribazo,. Por la entreabierta puerta de la cocina, lo vi tambalearse y sin fuerzas:. Recuerdo perfectamente el deslumbramiento de sus ojos, y su actitud embarazada,.

Menú de navegación

You're now subscribed Soon you'll receive news about top-rated hotels, irresistible deals and exciting destinations! Los muebles y los mostradores estaban rotos, y los objetos estaban esparcidos por todo el suelo. You have to work much harder. We could have a cup of coffee in the cafeteria after doing the shopping. Cartelera II, p.

Digo que la grandeza de la mujer no es menor que la grandeza del hombre,. Lanzo mis gritos a la tierra y al mar semienvueltos por la noche. Igualmente me abandono a ti, adivino lo que quieres decirme,. Tenemos que hacer juntos un paseo; aguarda que me des- vista;.

Walt Whitman Archive - Translations - The Walt Whitman Archive

Mar de la sal de la vida y de las tumbas que ninguna pala abre y no obstante, siempre prontas ,. Que ruges y te abalanzas en las tempestades, mar capri- choso y adorable;. El mal me impulsa, la reforma del mal me impulsa, pero yo permanezco indiferente,. Que se hayan conducido bien en el pasado, o que se con- duzcan bien actualmente, nada tiene de asombroso:.

En su honor que traigan y entrelacen ramas de pino, de cedro y de floridas lilas:. Las palabras de mis poemas no evocan las propiedades re- conocidas de las cosas. No se preocupan de los casos neutros y determinados, fa- vorecen a los hombres y a las mujeres potentamente organi- zados. Yo soy Walt Whitman, un cosmos, un hijo de Manhat- tan 1. No un sentimental, no uno de esos seres que se creen por encima de los hombres y de las mujeres, o apartado de ellos.

Voces de interminables generaciones de prisioneros y de esclavos,. De los hijos que unen a los astros del pecho de las madres y de la savia de los padres. Voces vagas como disueltas en invernales neblinas, voces de los escarabajos, del oprobio y del crimen. Las voces de los sexos y de las concupiscencias, cuyo velo entreabro. Voces indecentes, bramidos primordiales, gritos locos que yo clasifico y transfiguro.

Cuando subo la escalinata de mi puerta suelo detenerme para preguntarme si eso es cierto,.

Me hacen volar sobre el mar cuyas ondas indolentes rozan mis pies,. Al fin, me siento libertado para sentir el enigma de los enigmas,. Creo que una brizna de hierba no es inferior a la jornada de las estrellas,. Que la hormiga es tan perfecta como ellas, y un grano de arena, y el huevo del reyezuelo,. No permanecen despiertos en las tinieblas llorando sus pecados,. No se descorazonan con disputas acerca de sus deberes para con Dios,. Ninguno de ellos vive con respetabilidad , ninguno exhibe su infortunio a la curiosidad del mundo.

Al anochecer, subo al trinquete, renuevo la guardia que vela en el nido del cuervo. Pasan ante mis ojos enormes moles de hielo, el paisaje es visible en todas las direcciones,. Nos acercamos a un gran campo de batalla en el cual pronto tendremos que combatir,.

O bien, avanzamos por las avenidas de alguna gran ciudad en ruinas,. Soy un libre enamorado, acampo junto a la hoguera que alegra el vivac del conquistador,.

Availability

Arrojo del lecho al marido y ocupo su puesto al lado de la esposa. Toda la noche la oprimo ardientemente entre mis muslos y mis labios. El esclavo, perseguido como una presa, que cae en mitad de su fuga, todo tembloroso y sudando sangre,. Las municiones asesinas que la asatean como agujas las piernas y el cuello,.

Respiro humo y fuego, oigo los angustiosos rugidos de mis camaradas,. Estoy extendido en el suelo con mi camisa roja, todos callan a mi alrededor,. Bellas y blancas son las personas que me rodean, con sus cabezas libres del casco,.

  • As saudades que te oculto (Portuguese Edition).
  • Germogli Secchi (Italian Edition);
  • Titanium: Industrial Base, Price Trends, and Technology Initiatives (Rand Corporation Monograph);
  • Walt Whitman Archive - Translations - The Walt Whitman Archive.

El grupo arrodillado se desvanece con la luz de las an- torchas. En seguida entregaron sus armas y siguieron a sus vence- dores como prisioneros de guerra. Eran la flor de la raza, la gloria de los montaraces de Texas,. Desean que los ame, los toque, les hable, y viva con ellos. Su conducta es tan arbitraria como la de los copos de nieve, sus palabras tan sencillas como las hierbas, su caballera, sin peinar, rey de la risa y de la sinceridad,.

Su lento andar, sus rasgos ordinarios, sus maneras ordi- narias lo propio que sus emanaciones,. Hacia las doce de la noche, bajo los rayos de la luna, se nos rindieron. Nuestra fragata se hunde lentamente, hacemos los pre- parativos por pasar a la que hemos conquistado,.

Se oyen las voces de dos o tres oficiales, atentos a su con- signa,. Cordajes rotos, aparejos que se balancean, y el ligero en- trechocar de suaves ondas. Algunas grandes estrellas que brillan en la altura silencio- sas y como enlutadas,. El rechinamiento de la sierra del cirujano, los dientes de acero que hieuden los tejidos vivos y los huesos:. Todo eso se ve y se oye: todo eso es un combate naval, todo lo irreparable.

ACTO ÚNICO

Cojo entre mis brazos al moribundo, lo incorporo con irre- sistible voluntad. Fuerzas de cuantos me aman y resisten las atracciones de la tumba. Sacerdotes de todos los tiempos, de toda la tierra, yo no os deprecio,. Abarca los cultuos antiguos y los cultos modernos y todos los que fueron entre los antiguos y los modernos.

Me paseo en el teokallis manchado con la sangre de los sacrificios, redoblando un tambor hecho con una piel de ser- piente;. Ha llegado la hora de que me explique. Hasta ahora hemos agotado trillones de inviernos y de veranos,. Infinidades de infinidades he permanecido latente, estre- chamente comprimido, esperando.

Walt Whitman Archive - Translations - The Walt Whitman Archive

Ciclos de edades han columpiado mi cuna, remando, reman- do siempre como gozosos bateleros;. Han preservado en alumbrarme, velando las latencias de mi porvenir. Le muestro, con la diestra, paisajes, continentes, y la ruta abierta para todos.